lunes, 25 de diciembre de 2006

Las mejores hallacas no son las de mi mamá

Hay una famosa frase que dice que las mejores hallacas son las de la mamá de cada uno, púes en mi casa no es verdad. Creo que seré una de las pocas personas en Venezuela que puedan afirmar esto. El problema es que mi mamá nunca fue muy amante de este criollo y familiar plato. Intentó varias veces y nada y luego con su transformación a la alimentación vegetariana, pues peor.
Hace algún tiempo que ha descubierto a una amiga que le elabora unas delicias vegetarianas que no tienen nada que envidiarle a las de carne, cerdo o gallina; y esto le ha hecho cambiar un poco de parecer en cuanto a ellas.
Pero en fin, retomando el tema de sus hallacas, recuerdo que una vez se armó de valor y decidió que nos pusiéramos ella, mis dos hermanas y yo a preparar unas aventuras que luego parecerían, por lo menos en su exterior a las tradicionales y tan respetadas envolturas navideñas. Pues bien, ni debo mencionar el desastre que fueron esas hallacas. Esto ocurrió hace como 15 años y más nunca se ha tocado el tema de volver a intentar a realizarlas. Lo peor fue que hicimos como 100 y las pobres se reproducían en el congelador , o eso parecía, ya que nunca se acababan por más que regaláramos.
Desde que me dedico a la cocina siempre en estoy muy ocupado para estas fechas navideñas y nunca se ha tocado el tema de intentar hacerlas, ojala el año que viene nos pongamos juntos y demostremos que sí podemos hacer unas respetables, porque a demás de todo, creo que lo más importante no es el simple hecho del sabor sino del tiempo que se comparte en esta elaboración y todo el cariño que se transmite, por lo que seguramente me atreveré a decir que ¡nuestras hallacas serán las mejores!
Espero que todos tengan unos días festivos familiares, compartan con sus seres queridos y se preparen para este nuevo año que seguramente será mejor en muchos aspectos, o eso debemos pensar para que solo fluyan buenas energías.
¡Felicidades para todos!

6 comentarios:

mharía vázquez benarroch dijo...

Felicidades para tí también, y que el 2007 siga importando un bledo:-)

Mil Orillas dijo...

Yo pensé que mi congelador era el único capaz de reproducir hallacas...jaja!

cariños madrileños!

Andreina dijo...

Feliz Navidad para ti tambien Fede!!!

Florencia dijo...

como no recordar ese día de hallacas mal logradas....a pesar del sabor recuerdo que me divertí mucho haciéndolas.
este año no se pudo ni siquiera plantear el tema de hacerlas porque una chiquitita muy linda vino al mundo y requería la atención de la hacedora de las hallacas vegetarianas.
quizá el próximo diciembre.....
happy holidays frito!!!!!!

Anónimo dijo...

Federico, te escribe alguién (Asdrúbal Briceno) que desde el año pasado (sept) está trabajando en un proyecto documental y quisiera contactarte para plantearte mi proyecto y saber si quieres ayudarme. No tengo tu correo ni tus datos, por eso te adelanto los míos en caso de interés: abricenop@gmail.com / 0416-8337401. Saludos y gracias

Monique! dijo...

¡Qué maravilla, buen-mozaso, chef y escribe bien! algún defecto tenía que tener y es justamente no saber hacer hallacas...

Se le perdona :-)