domingo, 10 de agosto de 2008

Buenas causas, buenos amigos


Buena parte de los cocineros, pasteleros y panaderos más influyentes, conocidos, mediáticos, extrovertidos, degustados, invitados, y muchos otros etcéteras, de este país, nos reunimos (valga la cuña hacia mi) entre los días martes y viernes de esta semana para unas cenas en honor y a beneficio de la familia García.
Ya había comentado sobre estas cenas, pero ahora quería mencionar sobre ellas ya habiendo pasado dichos eventos y participando desde adentro, donde cada uno de nosotros colocó un pequeño grano de arena que se convirtió en un gran y bello gesto de amistad, cooperación y compañerismo.
Durante estos cuatro días con sus noches y buena parte de sus madrugadas, nos reunimos a cocinar y más aún a compartir fogones y sala. Y es que todos nosotros hicimos hasta de mesoneros con pulida de platos y copas incluidas, donde nunca faltaron chistes, juegos y por supuesto algo de alcohol al finalizar cada jornada.
En muchos casos era más que simpático vernos de mesoneros, demichefs, lavaplatos, etc., pero no cabe duda que gozamos haciendo una bonita labor y que al final se pudieron recaudar buenos fondos para una causa muy justa y necesaria destinada a una familia íntegra y unida que ha girado entorno a la cocina y los fogones caraqueños por algún tiempo ya.
No me queda mucho más que decir que disfrute muchísimo de esos compartires y que ni debo decir que seguiré a la orden cada vez que haga falta mis manos para labores tan nobles y sobretodo si de amigos se trata.

5 comentarios:

Joh dijo...

F,
Felicitito por estar allí, por ser un elemento de ese conjunto de cocineros llenos de amistad y cariño sin límites.
Ejemplar.

Saludos desde Maracaibo.

Johana

gustavo dijo...

fede de verdad te felicito hermano no esperaba menos de ti por tu gran condicion humana un abrazo mi pana y cuidate mantenme informado de tus planes gustavo marcano

Anónimo dijo...

gracias fede por tu ayuda, por tu presencia y por tu buen humor!!!
Fue muy bueno tenerte entre nosotros!!
Hasta la proxima
Un gran beso
Ana Belen

Anónimo dijo...

Que alegría, Fede, por ti, que alimentaste tu espíritu con una causa tan bella como la solidaria, por la familia de tu amigo Carlos, que seguramente aun está digiriendo tamaña muestra de amor, y que alegría por nosotros, los simples mortales que vivimos día a día el resultado del conflicto entre nos, el conflicto y el desamor. Es un privilegio espacios de amor y cuidado al prójimo.
Te mando un fuerte abrazo y un besote.
Todo mi cariño para ti y los tuyos.
Adri.

Anónimo dijo...

Fede, siempre tan generoso y dispuesto a ayudar. Me enorgullese mucho tu espíritu unitario y tu habilidad para estar donde te necesitan.
Mil felicitaciones por todos tus aportes culinarions/humanitarios.

Besitos
flo